Unión Profesional Cantabria

Las profesiones cierran 2023 con un comportamiento del empleo más sólido que el del mercado laboral

El subsector de servicios profesionales concluyó diciembre con un aumento de afiliación del 0,64% mensual. Un dato dos centésimas superior al de hace un año y dos décimas por encima del comportamiento medio en este mes antes de la pandemia. En términos desestacionalizados sumó un 0,09% mensual de afiliación, una centésima más que en diciembre del 2022.

Así lo señala el informe que cada mes realiza Unión Profesional sobre la afiliación mensual y el paro registrado.

Este balance abona una creación mensual estable de empleo en las profesiones en cierta sintonía con el mercado laboral. A su vez, el desempeño del subsector fue más positivo con un 3,96% más de ocupación que en el 2022 en relación al 2,66% del conjunto.

Si compramos con el registro mensual de hace un año, algunas áreas como la división de arquitectura, ingeniería y ámbito científico-técnico, y la consultoría informática, jurídica y de I+D se mostraron más débiles y en contraste con la consultoría empresarial, financiero-aseguradora y parte de sanidad con mejores datos de ocupación que hace dos meses.

 

ENSEÑANZA Y ADMINISTRACIÓN PÚBLICA, CARA Y CRUZ DEL MERCADO LABORAL EN DICIEMBRE

El conjunto del mercado laboral finalizó el año con un avance del 0,14% mensual de afiliación. Casi dos décimas más que hace un año y en sintonía con el dato medio en diciembre antes de la pandemia. En términos desestacionalizados añadió un 0,11% mensual frente a la caída del 0,04% en 2022. Un dato relativamente propicio a la luz de la tendencia estancada en los últimos meses.

El comercio minorista junto con la restauración, debido a la campaña de Navidad, y la enseñanza, con un mayor repunte de cara a la segunda parte del periodo lectivo, lideraron la creación de empleo con mejores datos mensuales que hace un año. Por el contrario, el empleo en la Administración pública sobresalió con una destrucción de ocupación que contrasta con el ascenso de hace un año.

Al hilo, es relevante citar que la actividad del sector servicios en España se expandió levemente por cuarto mes en diciembre a tenor del índice PMI publicado por S&P Global. Con todo, la demanda tuvo origen principal en el terreno doméstico puesto que la demanda extranjera cayó de nuevo.

 

ESTABILIDAD EN SANIDAD PESE AL CIERTO FRENO EN LA OCUPACIÓN DESESTACIONALIZADA 

La sección de actividades sanitarias y de servicios sociales, que agrupa el grueso de sanidad, aumentó un 1,04% mensual la afiliación en diciembre respecto al 0,99% de hace un año. Un desempeño positivo dado que está por encima del comportamiento medio en este mes antes de la pandemia. El año 2023 deja así un 3,69% más de empleo que en el 2022. En detalle, en el sector público la afiliación subió un 1,84% mensual, tres décimas más que hace un año y finaliza con un 2,26% más de empleo que en el 2022; y el sector privado subió un 0,45% mensual, una décima menos que hace un año, pero con un 4,76% más de ocupación que en el 2022.

En diciembre suele acontecer un cierto aumento de la afiliación donde puede tener protagonismo el volumen de sustituciones y refuerzos por Navidad y la llegada del invierno. A su vez, las actividades sanitarias, la división principal de esta sección, arrojó una caída mensual de la ocupación desestacionalizada del 0,05%, lo que sugiere un cierto freno en la creación estructural de empleo que se había reflejado en los últimos meses.

 

La afiliación en sanidad sumó afiliación en diciembre en línea con lo habitual antes de la pandemia donde las sustituciones y refuerzos ante la Navidad y el invierno tienen cierta relevancia, principalmente, en el sector público. No obstante, este mes hubo retroceso en la creación de empleo desestacionalizado en la división de actividades sanitarias y podría suponer un cierto freno a la creación de empleo estructural de los últimos meses. 

El ejercicio autónomo se mantuvo plano con un ínfimo aumento del 0,07% mensual, una décima menos que hace un año y dos frente al comportamiento medio previo a la pandemia. Y, en relación con sanidad, las actividades veterinarias mostraron una leve subida mensual de la afiliación del 0,06% soportada en la contratación, dos décimas menos que hace un año y una menos que el dato medio antes de la pandemia.

 

LIGERA CAÍDA ESTRUCTURAL DEL EMPLEO EN LA ARQUITECTURA, INGENIERÍA Y ÁMBITO CIENTÍFICO-TÉCNICO 

La división que recoge la arquitectura, la ingeniería y gran parte del ámbito científico-técnico restó un 0,19% mensual de afiliación en diciembre. Ello contraste con la subida del 0,17% de hace un año y supone una caída superior a la media en este antes de la pandemia. Al mismo tiempo, en términos desestacionalizados el retroceso fue del 0,17% mensual por lo que apunta a corrección del empleo que podría estar vinculada con la ralentización de la construcción y la industria en los últimos meses.

En esta dirección, encontramos que la industria manufacturera en España contrajo su actividad por noveno mes en diciembre de acuerdo al índice PMI para este sector que publica S&P Global. A la reducción de los nuevos pedidos y la producción se añadió una confianza en las perspectivas que permanece débil. Con todo, «los bienes de consumo emergen como fuerza estabilizadora». Entre las ramas industriales, la industria de la alimentación, la industria del cuero y del calzado, y la metalurgia fueron las que presentaron mejor balance mensual que hace un año. Inversamente, la fabricación de material y equipo eléctrico fue la más castigada frente al mismo mes del 2022.

 

La división de la arquitectura, la ingeniería y el ámbito científico-técnico redujo su afiliación en diciembre y también lo hizo en términos desestacionalizados. Esta caída estaría abonada por la contracción de la industria manufacturera y cierta ralentización en la construcción. En lo favorable de este mes destacó la industria de la alimentación. La fabricación de material y equipo eléctrico fue la que más empeoró frente al pasado año. 

 

Cuando atendemos al Indicador de Clima de la Construcción (ICC) del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, la construcción de edificios volvió a terreno negativo en diciembre, la obra civil experimentó un ligero repunte y las actividades especializadas (reformas) se mantuvieron con expectativas favorable en línea con los últimos dos meses.

Mientras, la afiliación, que suele acusar una cierta caída estacional durante el invierno por la menor actividad, anotó una bajada más acusada que hace un año en términos mensuales en las actividades de construcción especializada (reformas), y más suave en la construcción de edificios y la ingeniería civil.

 

SOLO MEJORAN LA CONSULTORÍA DE GESTIÓN EMPRESARIAL Y LA FINANCIERO-ASEGURADORA

En lo que atañe al resto de divisiones, la consultoría informática, jurídica, y de I+D reflejaron aumentos mensuales de afiliación inferiores a los de hace un año. Las actividades inmobiliarias y la publicidad y estudios de mercado también recortaron afiliación, aunque conforme al comportamiento de hace año. Todo ello podría ser reflejo de un menor pulso y espera por parte del tejido empresarial y los hogares para acometer ciertas inversiones y decisiones de consumo que pueden afectar, a su vez, a la creación de empleo.

Cabe citar que el contexto socioeconómico persiste con ciertos frenos en la medida que el flujo de financiación a las empresas se redujo en noviembre por undécimo mes a un ritmo superior al 3% anual según el BdE. En el caso de los hogares la caída interanual de la financiación llegó al décimo mes con un ritmo por encima del 2%. Ello sería muestra de la rigidez en las condiciones financieras que incide sobre los operadores económicos.

La consultoría financiero-aseguradora y la de gestión empresarial presentaron mejores datos de afiliación que hace un año. Ello sugiere que parte de las empresas y los hogares demandan impulsar su competitividad y dotarse de coberturas ante los altos tipos de interés y la inflación. Entretanto, las menores expectativas económicas en el 2024 podrían haber lastrado los datos más modestos de la consultoría jurídica, informática y de I+D. 

Una nota más positiva provendría de las últimas referencias del crecimiento intertrimestral previsto para nuestro país en el cuarto trimestre que serían similares a las del tercero con un 0,3%. No obstante, para el 2024, organismos como la Comisión Europea, la OCDE, el FMI y el BdE esperan que el crecimiento de nuestra economía se quede por debajo del 2%. Un escenario que reflejaría el deterioro de las expectativas de actividad e invita a mantener cautela sobre la evolución en los próximos meses.

Mientras, la consultoría de gestión empresarial y la financiero-aseguradora, anotaron incrementos mensuales de afiliación superiores a los de hace un año. Ello plantea que parte de la demanda, especialmente, del tejido empresarial estaría buscando soluciones para mejorar su competitividad, la gestión de recursos humanos, y dotarse de diferentes coberturas frente a los tipos de interés y la inflación. En cuanto a la enseñanza despuntó con un dato mensual de afiliación más positivo de lo esperado gracias a la contratación por parte del sector público.

 

BALANCE FAVORABLE EN LA AFILIACIÓN TRAS EL PRIMER AÑO DE LA REFORMA DEL SISTEMA DE COTIZACIÓN DE LOS AUTÓNOMOS

En otro plano, la ocupación asalariada creció un 0,72% mensual en el subsector de servicios profesionales. Una décima más que hace un año y tres más que el dato medio en este mes antes de la pandemia.

En el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) el incremento de afiliación fue del 0,20% mensual en las profesiones, casi una décima menos que hace un año y también por debajo del registro medio previo a la pandemia en diciembre. En consecuencia, el empleo autónomo cerró con un 2,51% anual más en el subsector frente al 0,48% anual del conjunto del RETA. En ambos casos reflejaría una mejora respecto a diciembre del 2022 y mostraría un desempeño relativamente favorable tras el primer año de aplicación del Real Decreto-ley 13/2022 con la reforma del sistema de cotización de autónomos.

En los ERTE, el volumen de trabajadores en esta condición bajó un 4,05% mensual hasta los 10.896 el último día de diciembre. De este montante, el 4,16% forman parte del subsector de servicios profesionales, un aumento del 6,34% mensual.

 

SUBE EL PARO EN LA INDUSTRIA Y LA CONSTRUCCIÓN PESE A LA BAJADA GENERAL

El paro registrado en diciembre disminuyó en 27.375 personas respecto al mes anterior, un 1,00% mensual. Es la caída más modesta en este mes en la última década a excepción del 2020, año más intenso de la pandemia. En términos desestacionalizados la reducción mensual fue de 6.562 personas. De esta manera, al cierre del 2023 hay 2.707.456 parados, lo que supone 130.197 menos sobre diciembre del 2022, un 4,59% anual.

Entre los sectores recogidos, el paro cayó un 2,80% mensual en el colectivo sin empleo anterior, seguido del 1,97% mensual en agricultura, y el 1,28% mensual en servicios. Inversamente, subió un 0,69% mensual en la industria y un 2,53% mensual en la construcción. Entretanto, el paro creció un 0,07% mensual en los hombres y descendió un 1,71% mensual en las mujeres.

Los contratos registrados en diciembre se situaron en 1.116.153, un 6,20% anual menos. El 37,14% de estos fueron indefinidos, aunque con un descenso del 10,68% anual

Facebook
Twitter
LinkedIn
Email
WhatsApp

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies
Scroll al inicio