Expertos en historia, economía o psicología destacan la importancia de la educación como palanca para cambiar un país

Por 16 julio, 2019Actualidad, Notas de Prensa
WhatsApp Image 2019-07-16 at 12.35.09
  • La jornada ‘La Educación, sus fundamentos y objetivos desde diferentes perspectivas sociales’ reunión a medio centenar de asistentes en el Ateneo de Santander
  • El colegio de Psicólogos prepara una nueva Jornada de Psicología educativa, neurociencias y emoción para el mes de octubre

Una educación crítica y dogmática, que sea reconocida y prestigiada, que distribuya bien su inversión, que atienda al potencial peligro del mal uso de las tecnologías o los escasos conocimientos y falta de esfuerzo de los alumnos, son algunas de las ideas que el sábado se escucharon en el Ateneo de Santander en la jornada ‘La Educación, sus fundamentos y objetivos desde diferentes perspectivas sociales’, organizada por el Colegio de Psicología y que contó en su apertura con la presencia del vicepresidente del Gobierno de Cantabria, Pablo Zuloaga.

Con Ignacio Morgado, catedrático de Psicobiología en el Instituto de Neurociencias y la Facultad de Psicología de la Universidad Autónoma de Barcelona como moderador de la mañana, desde las 10,00 h los más de 50 asistentes a esta jornada veraniega pudieron escuchar las reflexiones realizadas por profesionales prestigiosos en sus áreas y colaboradores de medios de comunicación nacionales que repensaron la educación, cada uno desde su perspectiva, para dar paso a dos horas de un “enriquecedor debate” con los asistentes.

El Decano del Colegio de Psicólogos, Fco. Javier Lastra Freige, destacó la importancia de la educación “como asignatura pendiente para los políticos y la sociedad, cuya importancia es tal que deberíamos pensar que a través de ella cambian cerebros, mentes, personas, cambia un país”.

De esta manera, el filósofo y economista, Félix Ovejero, destacó que  «la educación tiene que ser crítica, tiene que ser dogmática» y poniendo sobre la mesa el pensamiento hueco vacío y charlatán, que impera hoy en día.

Por su parte, el catedrático en Derecho Constitucional, Francesc de Carrera, explicó que es necesaria una seria reflexión acerca de por qué los alumnos de primaria y secundaria tienen cada vez menos conocimientos y por qué ha decaído el espíritu de trabajo, el esfuerzo.

El economista Ángel de la Fuente destacó que la educación es determinante para la producción de un país y que la inversión temprana en alumnos con más dificultades económicas es primordial. Además, abrió al debate la necesidad de un nuevo modelo de financiación de la educación universitaria. “La educación nos hace mejores cuidadanos, es la palanca del cambio y hay que ver no lo qué gastamos, si no cómo lo gastamos”

Para el mátemático Miguel Escudero, la especialización temprana ciencias/letras “hurta capacidades a los niños” y valorízó la organización racional, la objetividad, el discernimiento o la eficacia, características todas de las matemáticas.

El historiador Ricardo García Cárcel habló de la historia como suministro de valores, cómo reivindicación del ejemplo, como elemento para comprender el pasado y no repetir los errores y ha puesto sobre la mesa problemas actuales como el presentismo (la manipulación del pasado construyéndolo al servicio de la ideología); la obsesión identitaria o el relativismo y el catedrático en Personalidad, Evaluación y tratamiento psicológico de la Universidad del País Vasco, Enrique Echeburúa, señaló que educar es mucho más que enseñar y hay que seguir desarrollando la inteligencia emocional frente a la inteligencia artificial. Además, hizo una reflexión sobre la “creciente” demencia digital y el mal uso de las tecnologías.

Francisco Martínez, director de la editorial Ariel, al hilo de lo explicado por Echeburúa, planteó el inmenso desafío al que “se enfrenta la humanidad, que que no es otro que en 25 años ya no se leerá como ahora, y cómo los nuevos hábitos tecnológicos están cambiando la forma de nuestro cerebro, sobre todo en lo relativo a la capacidad de atención.

Nélida Zaitegi, maestra y pedagoga, responsable de innovación educativa del departamento de Educación del País Vasco, reflejó lo que para ella es la educación, que no es más que “aprender a vivir avanzando en el proceso de humanización. Es: enseñar a pensar, a ser y a desaprender”

 

 

 

 

 

 

Deja una Respuesta

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.